martes, 5 de junio de 2012

0214. Parte I. Audífonos: Ordenadores de alta tecnología


Audífonos: 
Ordenadores de alta tecnología 

La tecnología de los audífonos está en constante desarrollo y cada vez es más avanzada. Los audífonos modernos son pequeños ordenadores de alta tecnología, que se perfeccionan continuamente y evolucionan para proporcionar una mejor y más natural reproducción de la audición humana.

Este progreso permite un aumento del número de sofisticadas características que se incorporan al audífono, y proporcionan una mejor reproducción de sonido. La capacidad de adaptar estos aparatos a las demandas individuales en cuanto al entorno cotidiano del usuario o el tipo de pérdida de audición mejora constantemente.

Distintos tipos de audífonos 

Los audífonos son mejores que nunca. Muchas personas que sufren pérdida de audición pueden beneficiarse del uso de los audífonos.


Existen muchos tipos y distintos grados de pérdida de audición. Por eso existen muchos audífonos con una amplia gama de funciones y características para tratar una gran variedad de necesidades individuales. En la actualidad, los audífonos pueden programarse para responder automáticamente a los cambios mínimos de sonidos, etc.

Diferentes tipos de audífonos

Digitales y analógicos 

Variety of hearing aids

Los audífonos digitales y los analógicos son muy diferentes. 

Los audífonos modernos utilizan tecnología digital. Transforman el sonido y lo convierten en bits, manipulándolos antes de amplificar las señales. Un audífono digital se puede programar. Esto significa que los audífonos digitales pueden ajustarse para adaptarse a cada individuo por medio de un pequeño ordenador. 

Los audífonos analógicos amplifican las señales de sonido que se recogen mediante un micrófono y las convierte en pequeñas señales eléctricas. Estas señales se transmiten al oído en tiempo real. Las señales pueden alterarse en relación a las necesidades de los distintos usuarios dentro de las posibilidades ofrecidas por la tecnología analógica. 

Los audífonos analógicos más modernos también permiten cierto tipo de programación. 

Para una persona con discapacidad auditiva los audífonos proporcionar una mejor percepción del habla y un sonido más agradable. Pero no pueden devolver una audición normal.

Mi voz suena rara 

Cuando se utilizan audífonos por primera vez puede que su voz le suene rara. La voz puede sonar como hueca o que retumba, como si se estuviera hablando dentro de un barril. Este fenómeno se conoce por "efecto de oclusión". La distorsión de la voz es tan molesta para algunas personas con discapacidad auditiva que dejan de usar los audífonos, a pesar de que unos simples ajustes pueden resolver este problema en la mayoría de los casos. 

Callejón sin salida 

El problema se produce cuando el molde de los audífonos tapa por completo el conducto auditivo externo, atrapando las vibraciones de la voz del propio usuario en el oído. En lugar de salir del oído, las vibraciones rebotan en la parte que bloquea el conducto y permanecen en el oído, haciendo que la voz suene muy alta. En sonidos de baja frecuencia, la voz puede amplificarse hasta 20 decibelios. 

En la mayoría de los casos, la creación de un conducto de ventilación en el audífono para desbloquear el oído resuelve el problema. Esto permite que las vibraciones de la voz salgan del oído. Cuanto más amplio sea el conducto más natural resultará el sonido de la voz. 

Algunos audífonos tienen una válvula de ventilación para ecualizar la presión del interior del oído, pero estas válvulas suelen ser tan pequeñas que no pueden reducir el efecto de oclusión. Por tanto, puede ser necesario crear un conducto de ventilación más grande en el audífono. 

Varios ajustes 

El efecto de oclusión puede ser calibrado durante el ajuste de los audífonos. Si el sonido molesta al usuario del audífono, el audioprotesista y el audiólogo deben ser capaces de solucionar el problema en la mayoría de las ocasiones. 

Puede que se requiera de más de un ajuste para que el funcionamiento del audífono sea satisfactorio, pero estas progresivas correcciones hacen que acostumbrarse a los audífonos sea más sencillo. 

Los llamados audífonos abiertos con moldes de oído diminutos han conseguido eliminar prácticamente el efecto de oclusión. Pero este tipo de audífonos son apropiados únicamente para tratar la pérdida de audición de leve a moderada. 
Fuente: The "Occlusion Effect", Hearing Loss, 2004 No. 1.

Cuatro categorías de audífonos 

Existen muchos tipos de audífonos. La elección depende del estado del oído y del tipo de pérdida de audición.

Los tipos más comunes de audífonos pueden dividirse en cuatro categorías: 

1 - Completamente en el canal
2 - En el canal
3 - En el oído
4 - Detrás del oído

1- Completamente en el canal (CIC) 

El audífono más pequeño que es casi invisible en el oído. Estos audífonos se limitan a personas con canales auditivos suficientemente grandes como para alojar el audífono completo. Suelen ser apropiados para pérdidas auditivas de leve a moderada. 

2- En el canal (ITC) 

Este audífono es un poco más grande que el tipo Completamente en el canal. Este tipo de audífono se utiliza normalmente en casos de pérdida de audición de leve a moderada.

3- En el oído (ITE)

Este tipo de audífono es mayor y, por ello, posee más funciones. También puede alojar amplificadores de sonido mayores. Este tipo de audífono también es más fácil de manejar que los dos anteriores. Sirve de tratamiento para una gran variedad de discapacidades auditivas.

4- Detrás del oído (BTE)

El sistema electrónico se aloja en una caja que se coloca detrás del oído. Debido a su diseño resistente, este tipo se recomienda especialmente para niños. Son apropiados para tratar una gran variedad de pérdidas auditivas, incluyendo la pérdida de audición severa. A pesar de que se coloca detrás de la oreja, su diseño es muy discreto. 

En la mayoría de los audífonos BTE más modernos el amplificador se coloca en el conducto auditivo en lugar de tras la oreja. Esto posibilita la reducción del audífono en tamaño y en problemas de retroalimentación (pitidos).

Audífonos insertados completamente en el canal

Los audífonos insertados completamente en el canal se colocan totalmente dentro del canal auditivo a unos cuatro milímetros del tímpano. Deben ser insertados por un audiólogo o audioprotesista cualificado pero no requiere de intervención quirúrgica. Pueden llevarse 24 horas al día (también al dormir y al ducharse).

Las pilas duran hasta 120 días, momento en el cual los audífonos deben sustituirse. Cada paciente recibe un pequeño gancho con la longitud adecuada para poder sacarse el audífono en caso de emergencia. Un dispositivo de control del tamaño de un llavero sirve para aumentar o disminuir el volumen o apagar el aparato. 

Usuarios para los audífonos completamente 
insertados en el canal 

Estos dispositivos son muy atractivos para aquellos que no quieren que los audífonos sean visibles o para personas que necesiten usar audífonos para hacer deporte. 

Sin embargo, solo se puede beneficiar de estos aparatos personas con pérdida de audición de leve a moderada, siempre y cuando no tengan problemas en el canal auditivo o infecciones de oído. Los audífonos insertados completamente en el canal no son adecuados para todo el mundo. 

En algunos casos:

- El canal auditivo no es lo suficientemente recto para poder insertar el audífono en la posición adecuada.
- La pérdida de audición es demasiado grave.
- El receptor produce exceso de cerumen lo que hace que el micrófono o el circuito eléctrico se obstruyan.
Fuentes: Hechos sobre los audífonos, revista publicada por el Real Instituto Nacional de Personas Sordas del Reino Unido, el RNID;www.healthyhearing.com

Mejor con dos audífonos 
Two hearing aids
Los usuarios de audífonos prefieren utilizar dos audífonos en vez de uno solo, según varios estudios. Al utilizar dos audífonos la capacidad de entender las conversaciones es mejor que si se utiliza solamente un audífono.

Tras probar dos audífonos durante un periodo limitado de tiempo, el 93 por ciento prefería usar dos audífonos en lugar de uno, según un estudio holandés. 

El estudio concluyó que usar dos audífonos era mejor en términos de reconocimiento del habla y discriminación de los sonidos. 

Estos hallazgos han sido corroborados por un estudio sueco, que indicaba que con dos audífonos el reconocimiento del habla mejoraba en un 18 por ciento, en comparación con el 13 por ciento de mejora con un solo audífono. 

Al igual que los participantes del estudio holandés, la mayoría de los participantes suecos preferían usar dos audífonos en lugar de uno. En el estudio sueco, más del 60 por ciento decía que su capacidad auditiva era mejor con dos audífonos que con uno. 

El estudio holandés en el que participaron 214 personas fue realizado por investigadores del centro académico de medicina de la Universidad de Ámsterdam. El estudio sueco con 190 participantes adultos lo llevó a cabo el Instituto Karonliska de Estocolmo. 
Fuentes:Ear Hear 29(6); Auris

Problemas comunes 

Un audífono, como cualquier otro aparato eléctrico, suele funcionar todo el tiempo. Sin embargo, a veces el audífono puede fallar. Lo normal es que se trate de un problema sencillo que tiene fácil solución.

A continuación encontrará algunos consejos para identificar porque el audífono no funciona correctamente:

- Cámbiele la pila.
- Compruebe que la pila está bien colocada.
- Si el audífono tiene control de volumen, compruebe que no está colocado en el mínimo.
- Compruebe que no está en la posición “T” (escucha a través de telebobina) por error.
- Si el audífono tiene el programa botón-conmutador, puede estar en el programa erróneo o en modo:silencio.
- Quítese el audífono y compruebe que el molde del oído no está taponado con cerumen.
- Compruebe que la manguera del audífono no está torcida, aplastada o taponada.
- Compruebe si hay gotas de condensación en la manguera del audífono. Si es así, retire con cuidado la manguera del codo del audífono y sople a través del tubo para sacar las gotas.

Si ha hecho todas estas comprobaciones y el audífono sigue sin funcionar, acuda a la clínica audioprotesista por si es necesario que lo reparen.

Ver artículo http://www.spanish.hear-it.org/Audifonos
En este "blog" ir arriba a pestaña "Contenido" hacer click allí y buscar el artículo 0215 y puedas leer la Parte II. 100 años con audífonos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario